Consejos para tener una buena higiene viviendo con nuestro perro


1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…
perros en casa

Casi todos los que vivimos con perro en ciudad convivimos con él en la misma casa. Este hecho es el que hace necesario que nos marquemos una serie de normas que nuestro animal debe cumplir y nosotros también, pues no debemos pretender llevar un ritmo de vida como si estuviésemos solos. Vivir con una mascota conlleva ciertas responsabilidades, y una muy importante en la que nos vamos a detener es la higiene de nuestro perro.

Cuando convivimos con un animal es necesario que cuidemos algunos puntos. La higiene es fundamental, ya que los perros por sí mismos no se limpian, debemos ser nosotros los que lo hagamos, pues si no lo hacemos corremos el riesgo de contraer alguna que otra infección que no queremos tener y que muchas veces nuestro perro nos puede trasmitir. Para evitar esto vamos a ver algunas pautas de comportamiento para hacer mejor la convivencia con ellos.

Nunca debemos olvidar que nuestro perro es un ser vivo y como tal necesita hacer sus necesidades. La casa no es el lugar para ello, por lo que nunca debemos habilitar una zona para este fin, sino que debemos educarle en que todos estas necesidades deben hacerse en la calle. Para ello nosotros mismos debemos adoptar una rutina en la que guardemos unos horarios para sacar a nuestro perro a hacer sus necesidades y evitar que lo haga en casa, pues es un foco de bacterias que pueden dañar nuestra salud.

perro en casa

Como limpiar a nuestro perro al regresar del paseo

Esas salidas a la calle con nuestro perro normalmente tienen lugar en parques cercanos a nuestra casa, campo abierto o zonas habilitadas para que los perros hagan sus necesidades. A la hora de volver a casa, nuestro perro suele llevar en las almohadillas de sus patas restos de suciedad que se depositan a lo largo del paseo y sus juegos. Por este motivo es necesario que al llegar a casa tengamos una norma, y es que no pude entrar sin haberle limpiado antes las patas.

Para su limpieza lo que haremos será tener preparada una bayeta exclusiva para él, que siempre debe estar limpia y desinfectada. Esta bayeta la humedeceremos antes de meter al animal en casa y le limpiaremos las almohadillas de las patas en el descansillo de nuestra casa. Es importante que además tengamos preparada una toalla para él con la que secaremos cada una de sus patas, pues no es aconsejable que nuestro perro tenga las almohadillas húmedas. Con este procedimiento no solo evitaremos que esté sucio en casa, sino que además conseguiremos eliminar cualquier espiga, astilla o material que se haya depositado en su pata y pueda hacerle daño.

Junto a la limpieza de las patas es necesario que limpiemos el morro, el ano y el aparato urinario de nuestro perro para evitar la acumulación de suciedad. Esto lo podemos hacer con toallitas o con un paño húmedo en jabón. Los comederos son otra cosa a tener en cuenta, y es que es importante que los mantengamos limpios y sin restos de comida, además de colocarlos en un lugar fijo que también este limpio para evitar que nuestro perro pueda coger infecciones.

Higiene personal de nuestro perro

La higiene personal es otro punto importante a tener en cuenta. Nuestro perro, al igual que nosotros, se ensucia con el paso del tiempo. Es importante que para evitarlo lo bañemos a menudo para evitar la proliferación de bacterias en nuestro animal, y preservar así su salud. No debemos escudarnos en que a nuestro animal se le estropea el pelaje, ya que es importante que mantengamos su higiene corporal, y para ello existen champús especiales para el ph de su piel y de su pelo que son inocuos totalmente.

A la hora de determinar su espacio dentro del hogar es importante que el animal tenga sus propios utensilios, es decir, no es aconsejable que compartamos mantas, sábanas, toallas y demás objetos de higiene con nuestro perro, ya que puede ser un foco de infección en muchos casos. Es importante que nuestro perro tenga su espacio y que sus cosas sean de él y nosotros las mantengamos lo más limpias posible para así hacer de la convivencia algo totalmente saludable para todos.

2 Comentarios

  1. Grace
  2. agusbl

Responder a Grace Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *